Подруга экс-короля Испании заявляла, что он перевёл ей €65 млн из любви

Corinna Larsen declaró que Juan Carlos I le dio 65 millones “por gratitud” y no para esconder el dinero

0

Предприниматель Коринна цу Сайн-Витгенштейн во время дачи показаний в 2018 году утверждала, что заслуженный король Испании Хуан Карлос I перевёл ей около €65 млн в 2012 году «из благодарности и любви».

В декабре 2018 года сообщила прокуратуре Женевы, что монарх перевёл ей крупную сумму «не для того, чтобы избавиться от денег».

Это был подарок. Я думала, что он предложил мне эти деньги из благодарности и любви, — цитирует Сайн-Витгенштейн газета El País.

Как писал NEWS.ru, в марте испанский король Филипп VI лишил своего отца Хуана Карлоса ежегодного финансирования, выделяемого из королевского бюджета. Кроме того, он отказался от наследства, которое мог бы получить от своего родителя.

В 2018 году экс-монарх получил €194 232 в качестве финансирования. О решении Филиппа VI было объявлено на фоне расследования швейцарских прокуроров, которые изучают происхождение €65 млн. Их Хуан Карлос передал своей близкой подруге Коринне Сайн-Витгенштейн-Сайн. По данным прессы, эти средства были переведены из Саудовской Аравии на банковский счёт мужчины в то время, когда он был королём Испании. Расследование ведётся в отношении предпринимателя, а также еще двух лиц по подозрению в отмывании денег, что карается наказанием в виде пяти лет тюрьмы.

52-летний Филипп VI подчеркнул, что продолжительное время не знал о том, что указан бенефициаром офшорного фонда, где находятся деньги. Узнав об этом, король отказался им быть.

Corinna Larsen declaró que Juan Carlos I le dio 65 millones “por gratitud” y no para esconder el dinero
EL PAÍS accede a la declaración ante el fiscal suizo de la examiga del rey emérito
Corinna Larsen, examiga de Juan Carlos I, asegura a la justicia suiza que el rey emérito le transfirió 64,8 millones de euros en 2012 “no para deshacerse del dinero”, sino “por gratitud y por amor”, para garantizar “su futuro y el de sus hijos”. “Porque todavía tenía la esperanza de recuperarme”, según señala en su declaración ante el fiscal Yves Bertossa, en calidad de investigada, a la que ha tenido acceso EL PAÍS. El fiscal Bertossa mantiene imputados a Larsen, al gestor del rey emérito, Arturo Fasana, y al abogado Dante Canónica por un delito de blanqueo agravado de capitales, penado con hasta cinco años de cárcel.
El testimonio de Corinna Larsen tuvo lugar el 19 de diciembre de 2018 en la sede de la Fiscalía de Ginebra, a la que acudió en compañía de sus dos abogados suizos. En ese país, al igual que en España, las personas que acuden a declarar en calidad de investigados tienen derecho a no decir la verdad. La justicia española aguarda desde hace meses esta declaración —hasta ahora inédita—, que todavía no ha sido enviada por la negativa de Larsen: la ley helvética permite que los investigados recurran el envío de sus declaraciones a otros países.
Esta declaración es trascendental para el desarrollo de la investigación que se sigue en la Fiscalía del Supremo sobre el rey emérito por presuntos indicios de blanqueo de capitales y fraude fiscal. El alto tribunal investiga el presunto cobro de comisiones en la obra del AVE a La Meca (Arabia Saudí), que construyó un consorcio de empresas españolas. Juan Carlos I llevó a Ginebra en 2010, cuando todavía era jefe del Estado español, un maletín repleto de billetes, en total 1,7 millones de euros que puso en manos de su gestor Arturo Fasana. El dinero procedía de una entrega que había realizado el sultán de Bahréin al Monarca español, según desveló este diario en mayo. Posteriormente, en 2012, el rey emérito transfirió casi 65 millones de euros a Larsen. Fue Alejandro Luzón, fiscal jefe anticorrupción, quien solicitó a Bertossa la declaración de Larsen y la de los otros investigados en la causa suiza. Los indicios recabados por la Fiscalía Anticorrupción se han remitido al Supremo debido a la condición de aforado de Juan Carlos I.
Cuatro meses desde que el Rey rompió amarras con su padre
La examiga de Juan Carlos I está siendo investigada en Suiza después de que el fiscal jefe del Cantón de Ginebra registrara en 2018 en esa ciudad el despacho del gestor Fasana —relacionado también con la familia Pujol Ferrusola y con la trama Gürtel— y del abogado Dante Canónica y descubriera una cuenta del rey emérito a nombre de la fundación panameña Lucum en la banca suiza Mirabaud. En esa cuenta, abierta en 2008, se ingresaron 64,8 millones por orden del Ministerio de Finanzas de Arabia Saudí. El dinero fue transferido finalmente por el rey emérito a una cuenta en Bahamas de Larsen. Además de este pago, se investigan los cinco millones de dólares (4,4 millones de euros) que recibió Corinna Larsen del Gobierno de Kuwait después de que el entonces jefe del Estado visitara ese país.
Bertossa centró su interrogatorio en buscar la razón por la que Corinna Larsen recibió ese dinero. “Se trataba de un regalo”, respondió. “Recibí una llamada telefónica de Canónica [administrador de la fundación Lucum] informándome de que Juan Carlos I deseaba hacerme un regalo. No me habló por teléfono de una cantidad concreta. Me dijo que quería encontrarse conmigo. Fui a su despacho. Me explicó que el rey quería ofrecerme un regalo a mis hijos y a mí. Juan Carlos I quería asegurar un buen futuro a mis hijos y a mí”, dijo.
El fiscal suizo le puntualizó que por aquel entonces ella ya disponía de una fortuna importante, a lo que Larsen respondió: “Es así. Pienso que me ofreció ese dinero por gratitud y por amor. Era consciente de que había hecho mucho por él y que había estado muy presente cuando le anunciaron su enfermedad. Pienso también que se sentía un poco culpable por lo que me había pasado en Mónaco. En 2012 fui secuestrada por los servicios secretos españoles en mi apartamento”. Una versión que ha negado el exdirector del Centro Nacional de Inteligencia, Félix Sanz Roldán. “Pienso que hay una última razón: que tenía todavía la esperanza de poder recuperarme”, añadió.
La examiga de Juan Carlos I apostilló que “en ningún momento [el rey emérito] dijo que quisiera deshacerse de ese dinero. Ignoro si había declarado estos activos al fisco español. Había oído hablar vagamente de una amnistía fiscal en España, pero como no vivo en ese país no conozco los detalles”. El Gobierno de Mariano Rajoy aprobó una amnistía fiscal a mediados de 2012, con el objetivo de aflorar 25.000 millones en dinero negro; las cifras finales quedaron muy por debajo de esa meta. El Constitucional anuló la amnistía en 2017, pero avaló las declaraciones que hicieron más de 31.000 contribuyentes para regularizar el dinero evadido.
Larsen compareció ante el fiscal que investiga el presunto cobro de comisiones en la obra del AVE a La Meca junto a Fasana, Canónica y un representante de la banca Mirabaud. Todos ellos en calidad de investigados por el mismo delito: blanqueo agravado de capitales.
Dante Canónica, director de la fundación cuyo primer beneficiario era el rey emérito, corroboró la versión de Larsen. “Me acuerdo de que Juan Carlos I quería transferirle sus activos de manera irrevocable. No creo haberle dicho a Corinna que el rey lo hacía para deshacerse de sus activos”, argumentó.
Sobre el origen del dinero, Larsen afirma que no preguntó a Canónica: “[Más tarde] en las conversaciones con el banco [suizo] Gonet o con Canónica se me explicó que venía de una donación del rey Abdalá en favor de Juan Carlos I. No me explicaron la razón de esa donación, pero se trata de una práctica corriente entre reyes, concretamente en Oriente Medio. Juan Carlos I no me había hablado de esto previamente. Era muy discreto con respecto al estado de sus finanzas”.
Viajes y cuentas en las islas Bahamas
La antigua amiga del exjefe del Estado relató al fiscal sus gestiones con el dueño del banco suizo Gonet & Cie para recibir los 64,8 millones de euros en una de sus sucursales en el paraíso fiscal de Bahamas. “Decidimos [Canónica y ella] abrir una cuenta en Gonet Bahamas. La decisión se tomó porque suelo visitar Bahamas y aprecio este lugar. Siendo residente monegasca podía abrir una cuenta donde quisiera en el mundo sin consecuencias fiscales. Creo que es preferible no poner todos los activos en el mismo lugar”, subrayó en su declaración.
Larsen reconoce que firmó la documentación a nombre de su sociedad Solare tanto en Ginebra como en Nassau (Bahamas). Asegura que conoció a Canónica en una cena en 2009 con Juan Carlos I. Y que el abogado únicamente le ha prestado sus servicios para recibir los 64,8 millones de euros.
Источник elpais news

Оставить комментарий

Иммиграционные услуги russpain.com

4-й шаг: Вручение Вам положительного решения по Вашему прошению.
ПОДРОБНОСТИ
close-link
● Услуги russpain.com