Подробности. Испания закрыла границу с британским Гибралтаром

Gibraltar tendrá frontera de pasajeros con el Reino Unido y no con España

0

Власти Испании ограничили возможность пересечения границы из Гибралтара, который является британской заморской территорией, в связи с возможностью распространения нового штамма коронавируса, 22 декабря сообщает телеканал RTVE.

Граница Испания - Гибралтар / Peatones y vehículos cruzan la pista del aeropuerto de Gibraltar camino de la Verja para pasar a España.
Граница Испания — Гибралтар / Peatones y vehículos cruzan la pista del aeropuerto de Gibraltar camino de la Verja para pasar a España.

Распоряжение Испании о закрытии границы с Гибралтаром вступило в силу сразу же после его публикации.

Согласно решению правительства, границу с Испанией смогут пересечь только подданные королевства, лица, имеющие право на жительство в Испании, а также жители Гибралтара и иностранные рабочие для того, чтобы вернуться к себе на родину.

Министерство внутренних дел Испании направило дополнительные силы на пункт пограничного перехода, чтобы обеспечить выполнение ограничительных мер, а также для поддержания порядка.

Напомним, 19 декабря премьер-министр Великобритании Борис Джонсон сообщил, что в стране был обнаружен новый штамм коронавируса. Утверждается, что его заразность на 70% выше, чем у прежнего.

22 декабря многие страны, включая страны ЕС приостановили пассажирское авиасообщение с Великобританией. Кроме того, власти Франции также закрыли свою границу для товаров, которые перевозятся с сопровождающими.

Los británicos que viajen a Gibraltar desde Reino Unido tendrán que someterse a controles de pasaporte para visitar su colonia, mientras que los españoles podrán entrar libremente en ella y los llanitos —como popularmente se conoce a los gibraltareños en su comarca—, podrán circular sin control por España y por los 26 países que han suscrito el tratado de Schengen, el espacio europeo sin fronteras internas. Gibraltar no tendrá una frontera terrestre para las personas que entren en su territorio, pero sí una frontera aeroportuaria reforzada.
In English
Esa será la principal consecuencia práctica del acuerdo que ultiman España, Reino Unido y Gibraltar para definir la relación del Peñón con su entorno español a partir del 1 de enero, cuando se consume el Brexit. El encaje en este pacto de la Agencia Europea de la Guardia de Fronteras y Costas (Frontex) es el último escollo.
Si culminan con éxito las negociaciones en curso, Gibraltar se convertirá por vez primera y de la mano de España en parte del acuerdo de Schengen, que permite la libre circulación de personas por 26 países europeos (22 de la UE, más Noruega, Suiza, Islandia y Liechtenstein), del que nunca formó parte el Reino Unido.
Mientras se prolonga el tira y afloja, ya en tiempo de descuento, para evitar una salida brusca del Reino Unido de la UE el 1 de enero, Madrid y Londres —con Gibraltar en la delegación británica— negocian en paralelo la relación de la colonia con su entorno español y europeo una vez consumado el Brexit.
En este segundo foro, las posiciones se encuentran muy próximas: ambas partes están de acuerdo en garantizar la libre circulación de personas por la Verja a cambio de que el aeropuerto y el puerto de Gibraltar se conviertan en frontera exterior de la UE para el control de viajeros.
Eso significa que quienes desembarquen en la colonia podrían luego moverse libremente por todo el espacio Schengen sin someterse a controles de pasaporte; una situación de la que hasta ahora no disfrutaban los gibraltareños, pues el Reino Unido nunca firmó ese tratado. La medida no solo afectaría al límite terrestre con España, sino que desde el aeropuerto gibraltareño se podría volar a los 26 países del espacio europeo sin fronteras.
La clave está en quién controlará a los viajeros que lleguen a Gibraltar: España ha aceptado que, durante un periodo transitorio, no sean policías españoles los que los hagan, sino agentes de la Frontex. La presencia de policías españoles en el Peñón era una línea roja para el ministro principal de Gibraltar, Fabian Picardo, y España ha renunciado temporalmente a esa “visibilidad” para facilitar el pacto. Serán, pues, agentes europeos, junto a policías gibraltareños, en el ejercicio de sus propias funciones, quienes controlen a los pasajeros que lleguen al puerto y aeropuerto de la colonia.
A lo que España no quiere ni puede renunciar, y este es el último escollo de la negociación, es a que los agentes de Frontex instalados en la colonia dependan de y den cuenta a las autoridades españolas. El Ejecutivo gibraltareño quiere que la agencia haga los controles de entrada en la Roca sin ninguna relación con España y eso, advierten las fuentes consultadas, es inviable.
Источник elpais rossaprimavera

Оставить комментарий