Итак, Санчес не смог отказать британским туристам: Приезжайте, но с тестом

0

Испания пока не будет приостанавливать прием рейсов из Великобритании, однако усилит контроль за пассажирами, прибывающими из этой страны, следует из сообщения правительства. (Мнение эксперта: Испания «держится зубами» за туристов, хоть о опасных)

Мадрид вечером в воскресенье и сегодня утром вновь призвал страны ЕС «принять скоординированные меры относительно рейсов из Соединенного Королевства», заявил, что любое решение «должно быть общим» и необходимо «избегать односторонних действий».

«В качестве немедленной меры в связи с ситуацией, о которой сообщили британские власти, правительство объявляет об усилении проверочного контроля тестов ПЦР в аэропортах и ​​портах для людей, прибывающих из Великобритании», — заявили в правительстве.

В настоящее время пассажиры, которые приезжают в Испанию по воздуху или морю из стран с высоким уровнем распространения COVID-19, должны предоставить тексты на отсутствие коронавируса, сделанные максимум за 72 часа до прибытия.

Ранее стало известно об обнаружении в Великобритании новой мутации коронавируса SARS-CoV-2. В субботу консультационный совет по новым и возникающим респираторным вирусным угрозам Британии подтвердил, что вариант коронавируса, выявленный в стране, распространяется с большей скоростью и требует от населения еще большей осторожности. Хотя новый вариант вируса, по предварительным оценкам, может быть на 70% заразней обычного, ничто пока не говорит о том, что он более опасен с точки зрения смертности или госпитализации.
После этого ряд стран приняли решение о временной приостановке приема авиарейсов из Великобритании.

Europa aísla a Reino Unido y deja en evidencia a España
La mayor parte de los países de la Unión Europea han apostado por poner un cordón sanitario a Reino Unido para impedir que la nueva mutación del coronavirus se extienda por el continente. Hasta 16 estados miembro han suspendido ya su tráfico aéreo con el territorio británico, incluidos Alemania, Francia, Italia, Holanda o Bélgica. La única potencia que no ha tomado una medida contundente ha sido España que sigue a la expectativa.
El Gobierno de Pedro Sánchez se ha negado a aplicar una restricción unilateral que prohíba los vuelos con origen y destino a Reino Unido. Únicamente ha anunciado que incrementará los controles en los puntos de entrada al país para verificar que los pasajeros que vengan de la zona crítica cuentan con una prueba PCR negativa realizada en las 72 horas previas a su despegue.
La decisión coloca a España como el país con las medidas más laxas para impedir la transmisión de la nueva variante de la Covid-19 que los científicos han comprobado que se contagia un 70% más rápido que el modelo original que llegó a Europa cuando se inició la crisis sanitaria internacional.
Moncloa ha pasado el balón a la Comisión Europea para que ofrezca una estrategia comunitaria coordinada contra la nueva amenaza que ha aparecido en el sureste de Reino Unido. Una decisión que han retrasado hasta la cita de urgencia que reunirá a partir de las once de la mañana a los líderes de los 27 estados miembro. Un lapso de tiempo demasiado elevado que ha impedido a la mayor parte de las potencias esperar a un consenso.
Europa impone un cordón sanitario a Reino Unido
Polonia ha sido uno de los últimos países europeos en comunicar la suspensión de todos los pasajes de avión con Reino Unido. Antes lo hicieron Portugal, Austria, Irlanda o Bulgaria. Otros países europeos como Grecia han apostado por obligar a los pasajeros procedentes del territorio británico a realizar una cuarentena obligatoria.
Dirigentes como el ministro de Exteriores de Italia, Luigi Di Maio, se mostraron muy tajantes ante la importancia de contener el virus. “Nuestra prioridad es proteger Italia y a nuestros connacionales”, advirtió.
Las restricciones también han empezado a producirse en cascada fuera de las fronteras de la Unión Europea. Países como Canadá, Turquía, Irán, Israel o Sudáfrica también han cerrado por completo el tráfico aéreo con Reino Unido hasta que se logre una respuesta sanitaria que impida el esparcimiento de la nueva variante del coronavirus.
Las prohibiciones han llegado incluso hasta Sudamérica, donde las conexiones aéreas con Reino Unido son mucho más limitadas que las que tiene, por ejemplo, España. Países como Chile, Perú, Argentina, Colombia o Uruguay han aplicado un cerrojazo para poner un cordón sanitario internacional a la nueva cepa.
La OMS pide a los países que secuencien los datos de coronavirus
La amenaza sanitaria ha llevado a posicionarse incluso a la Organización Mundial de la Salud (OMS) que ha solicitado a todos los países que incrementen sus labores de secuenciación del virus para conocer si la nueva cepa de la Covid-19 ya está presente en sus territorios. Estados como Holanda, Italia o Australia han notificado los primeros casos fuera de Reino Unido.
Algunos países como Francia ya han apuntado a la alta probabilidad de que la nueva cepa se haya instalado en su país. Lleva asentada en el sureste de Reino Unido desde al menos el mes de septiembre. «Es totalmente posible que el virus esté circulando en Francia», ha señalado esta mañana el ministro de salud, Olivier Veran, a la radio Europa 1.
El Centro Europeo de Control de Enfermedades ha refutado las primeras evidencias de los científicos británicos que apuntaron a que la mutación era un 70% más contagiosa que los modelos del coronavirus precedentes. Sin embargo, no se han encontrado pruebas de que sea más letal ni que conlleve la aparición de síntomas más graves.
Mientras tanto, la comunidad científica confía en que la nueva cepa pueda ser bloqueada también por vacunas como la de Pfizer gracias a la tecnología de ácido ribonucleico (ARN) que utilizan para generar una respuesta inmune. El antígeno ya está siendo distribuido de forma masiva en países como Reino Unido, Estados Unidos o Canadá. Mientras que la Unión Europea anunciará hoy si autoriza su comercialización de forma definitiva.
Источник economiadigital ria

Оставить комментарий